Los mejores carretes para tus fotografías

Desde que comencé en el mundo de la fotografía, una de las cosas que más me atrajeron eran algunos de los filtros que se podían hacer con photoshop. No fue hasta pasado el tiempo, cuando descubrí que muchos de los filtros que más me atraían eran los que me recordaban a las fotografías de niñez que tenían ese color mágico que parecía tan difícil de conseguir a través de una pantalla.

Hace relativamente poco comencé un proyecto fotográfico, dentro de mis retos fotográficos, que me marcaría para siempre. Este proyecto se basaba en fotografía analógica. Tengo distintas cámaras que me han ido llegando y con las que he ido creciendo mis capacidades como fotógrafo. Las cámaras con las que mejor me lo he pasado han sido la Canonet 28 o la Nikon FE, con las que he aprendido entre otras cosas a mirar.

Todos debemos ser conscientes de que la fotografía analógica es completamente distinta a la fotografía digital. No en tanto a que una imagen es mejor o peor, que eso es un tema en el que entra más el romanticismo que otra cosa. Sino en el sentido de que la pausa que requiere una fotografía química no tiene nada que ver con la vertiginosidad que consigues con las ráfagas de la fotografía digital. Constreñir tu arte a 36 exposiciones no es comparable a lanzarte y disparar 234 veces el obturador en cosa de minutos.

Los carretes son caros. Saber cuáles son los mejores carretes para tu tipo de fotografía es lo que te hará mejorar enormemente en la toma de decisiones.

Los mejores carretes

¿Cuáles son los mejores carretes?

Vamos a ser sinceros.

El mejor carrete que puedes tener siempre es uno que te permita disparar. Ahora bien, lo que debes hacer primero es saber qué tipo de fotografía vas a disparar. No es lo mismo que seas un fotógrafo que solamente usa la cámara con flash y hace retratos que otro que hace atardeceres; No es lo mismo que tu sujeto se mueva mucho o que sea estático; No es lo mismo que salgas siempre en buenas condiciones de luz o que salgas a captar los reflejos de la lluvia.

Todo esto es mucho más importante que en digital. Desde luego que no es lo mismo. Tienes que ser consciente de que cuando compras un carrete con un ISO determinado, todas tus fotografías serán captadas con ese ISO. Ciertos carretes son capaces de aguantar mejor que otros que tires el ISO hacia arriba, todo depende de la capacidad de cada carrete. Por eso es muy complicado encontrar los mejores carretes, porque cada uno tiene unas características distintas a las anteriores.

Un carrete barato te permitirá comprar dos carretes y disparar el doble de veces. Pero te quitará ciertas capacidades de color que solamente puedes lograr con otro carrete determinado. Un carrete en blanco y negro será eso, una fotografía en blanco y negro.

Podemos hacer varias distinciones. Los mejores carretes son los que te permiten hacer las cosas que quieres en el momento en el que la escena ideal se presenta delante de ti.

Pero yo quiero saber cuáles son los mejores carretes para mi.

Los mejores carretes, por lo general son:

En blanco y negro: Ilford HP5 y Kodak TX

En color: Kodak Portra 400 y Fuji Superia Xtra

Conclusiones

Pues qué os puedo decir, que los carretes son una elección muy personal. Que lo mejor que podemos hacer es siempre experimentar, porque existen cientos de características que pasamos por alto, que a lo mejor lo que realmente nos gusta es experimentar con carretes caducados. O puede ser que lo que realmente estemos buscando es revelar en casa. Porque al final, a los que nos gusta este mundo, nos gusta experimentarlo todo. Tener la posibilidad de revelar en casa abarata mucho el proceso, pero al mismo tiempo te limita la cantidad de tipos de carrete que podemos tener.

Revelar fotografía en blanco y negro es realmente sencillo en casa, el problema es hacerlo a color. Pese a ello, también puedes hacerlo.

Leave a Reply